Un volcán islandés la “lía parda”  y me deja sólo en Helsinki

El 14 de abril de 2010 el volcán islandés llamado Eyjafjallajökull erupcionó lanzando a la atmósfera gran cantidad de ceniza volcánica. A consecuencia de esta explosión y del desplazamiento de esta nube de ceniza, gran parte del espacio aéreo europeo fue cerrado, cancelándose todos los vuelos y cerrando gran parte de los aeropuertos del noroeste y centro de Europa durante varios días.

volcan islandes

Cuando el volcán explotó con fuerza, provocando la nube de ceniza, yo estaba entre Estocolmo y Tallin, relativamente ajeno a todas las noticias ocasionas y disfrutando de mi viaje. Ya en la capital sueca recibí más información sobre el suceso, y pude ver a varios grupos de viajeros que tenían problemas con sus vuelos. Parecía que el problema iba a mejorar pronto y decidí no preocuparme por eso y centrarme en ver Estocolmo.

Panoramica de Estocolmo ceniza

Mi vuelvo de regreso a España salía de Helsinki el 19 de abril. Esa noche la pasamos en el barco que nos llevaba desde Estocolmo a la capital de Finlandia, donde mi acompañante cogería un tren de regreso a Rovaniemi, y yo mi vuelo a Madrid con escala en Amsterdam. Recuerdo echar un último vistazo a la preciosa ciudad de Estocolmo mientras el barco se alejaba del puerto, en aquel momento miraba al cielo en busca de ceniza volcánica pero no era algo apreciable a simple vista, tal y como se ve en la anterior foto, sólo había nubes y claros.

Amanece en Helsinki, me despido de mi prima, y pongo rumbo al aeropuerto de Helsinki – Vantaa con la esperanza de un tráfico aéreo restablecido, pero “iba a ser que no”, nada más llegar a la puerta me encontré con el siguiente cartel que avisaba de que el tráfico aéreo estaba cancelado y, por lo tanto, mi viaje iba a durar más de lo esperado.

Cartel en el aeropuerto de Helsinki

Suspendido el tráfico aéreo del aeropuerto de Helsinki debido a ceniza volcánica

El tráfico aéreo del aeropuerto de Helsinki está suspendido desde el jueves 15 de abril debido a una nube de ceniza volcánica. Todos los vuelos de este aeropuerto han sido cancelados. También se han visto afectados otros muchos aeropuertos de otros países.

Pasajeros contacten con sus aerolíneas, agencias de viajes y tour operadores.

¡Genial! me había pillado de lleno. En el aeropuerto había gente, aunque imagino que menos de lo habitual. Era curioso ver los postes de información de los vuelos todos con la palabra “Cancelled”. En la ventanilla de atención al cliente de la compañía KLM me dijeron que no iba a salir ningún vuelo, así que me cambiaron el billete para el día siguiente (20 de abril de 2010), aunque ya me advirtieron que no había ninguna garantía de que mi vuelo no fuera cancelado.

Tablon del aeropuerto de Helsinki

Estadio olimpico de Helsinki

Tras las nuevas noticias necesitaba un alojamiento en Helsinki, necesitaba algo barato. Me conecté a la red WiFi del aeropuerto de Helsinki, la cual, para mi sorpresa, era totalmente gratuita (no sé si siempre es gratis o sólo por lo sucedido, pero ¡menos mal!). Busqué y encontré un albergue/hostel barato y lo reserve vía internet, aunque no podía hacerlo desde mi móvil así que tuvo que ayudarme mi madre. Me quede en el Stadion Hostel, situado en pleno estadio olímpico de Helsinki, en una habitación de 12 personas.

Al día siguiente volví al aeropuerto y allí me volvieron a cancelar el vuelo, y me dieron billete para dos días después, es decir, mi próxima posibilidad de vuelo sería el día 22 de abril, todavía tendría que pasar en Helsinki dos noches más.

Finalmente, el día 22 de abril, y tras ser cancelado mi primer vuelo de ese día, lo cual me hizo temer que pasaría allí una noche más, me pudieron recolocar en un vuelo esa misma tarde y conseguí regresar a España.

Cómo me sentí aquellos días atrapado en Helsinki

Pasadizo isla de Suomelinna

Al principio estaba muy desconcertado, pensaba sólo en conseguir una manera de volver tras la locura de ver a la gente quejándose en el aeropuerto y en el autobús. Lo peor de aquella situación era la falta de certeza de cuando se iba a poder volar, la sensación de no saber si mañana, pasado mañana, o si tendríamos que volver en autobús u otras vías ya que el volcán seguía lanzando ceniza a la atmósfera.

Aquellas primeras horas ya en Helsinki las pasé buscando información sobre lo sucedido y las diferentes alternativas para mi regreso. La verdad que tuve suerte ya que en el ayuntamiento de Helsinki hay ordenadores para conectarse a internet de manera gratuita. Recuerdo que entre en facebook en un grupo que se llamaba “Volcanes islandeses que la lían parda”.

Pasados aquellos momentos de soledad decidí dedicar mi tiempo a visitar la ciudad por completo. Ya había estado en los lugares más turísticos, y como me sobraba bastante tiempo (al final fuero tres días) pude visitarlo casi todo. Me recorrí la ciudad de arriba a abajo varias veces, ya conocía las calles, las iglesias, los centros comerciales, etc. Hasta estaba empezando a comprender algo del idioma finés, el cual es uno de los más raros que he visto.

Después de todo, de pasar allí aquellos tres días, quería volver a mi casa, pero no estaba triste o cansado, en realidad estaba muy contento. Había pasado tres días sólo en Helsinki y había conocido la ciudad, también había hablado con gente que vivía allí y había estado en lugares poco turísticos.

Después de todo, ahora pienso que quedarme atrapado en Helsinki ha sido una de las cosas más gratificantes que me han ocurrido.

Algunos pequeños recuerdos de mi estancia inesperada en Helsinki

Visitar la Isla de Suomelinna fue una de las actividades que más me gustaron. La primera vez no pude ir por falta de tiempo pero ahora tenía casi todo el tiempo del mundo y no podía faltar. Merece la pena visitar esta pequeña isla fortificada que servía para defender la ciudad. Los barcos que llevan a ella pueden cogerse en un embarcadero que hay delante del ayuntamiento.

Isla de Suomelinna en Helsinki

También, al más puro estilo jubilado español, puede ver la realización de una obra en una calle de Helsinki. Me quedé mirando ya que era algo extraño y no sabía que podía ser. Me dijeron que estaban poniendo un sistema de calefacción en la calle, lo cual me dejo totalmente asombrado, aunque en una ciudad donde la temperatura media anual ronda sólo os 5 o 6 grados, y donde se llegan a alcanzar temperaturas de 20 grados bajo cero ya no se ve tan raro. Mira los tubos que ponían por debajo del suelo de la calle.

Calefaccion en la calle de Helsinki

Recuerdo que uno de esos días se jugó un partido de Champions entre el Barça y el Chelsea, así que pese a no ser muy futbolero fui a un bar esperando encontrar españoles, y así fue. Lo que más recuerdo de todo aquello es el cuarto de baño de aquel bar, tenía televisores delante de cada inodoro para que no te perdieras ninguna jugada.

televisor en el baño Lata de cocacola antigua

Otra de las curiosidades que más me llamaron la atención fue volver a ver una lata de coca-cola antigua, de aquellas en las que la anilla se quitaba por completo. Mire la fecha de caducidad por si acaso.

También me gustó mucho el monumento el monumento al compositor Jean Sibelius que es una especie de árbol hecho con tubos de metal. Desde lejos es un poco extraño pero de cerca, justo debajo, se obtiene una imagen llamativa.

Monumento a Sibelius en Helsinki

Si en algún momento te encuentras en una situación parecida no desesperes, la solución llegará de una forma u otra y después verás el problema con otra perspectiva. Todas estas situaciones inesperadas son las más satisfactorias y las que más se recuerdan una vez hayan pasado.

¿Te viste afectado por la nube de ceniza volcánica? Deja un comentario contando tu experiencia

 

[Total:0    Promedio:0/5]

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies
¿Te gusta este artículo?

¿Te gusta este artículo?

Si quieres tener más información sobre viajes y destinos turísticos suscríbeta a nuestro blog y no te pierdas ninguna de las novedades.

You have Successfully Subscribed!

Send this to a friend